En la madrugada del sábado, alrededor de las 6 hs, un masculino de 25  años ingresó por la puerta del frente de un domicilio particular ubicado en calle Bolívar al 600. En el interior de la vivienda se encontraba durmiendo la propietaria de la misma. Cuando siente ruido, se levanta y se dirige a la habitación de su hija y allí se encontraba este sujeto que inmediatamente se da a la fuga.

La mujer dio aviso a la Policía y el jóven fue aprehendido a dos cuadras de la vivienda, permaneció unas horas detenido y luego recuperó la libertad.

ESCUCHÁ LA NOTA: