El Taller Protegido Aprendiendo a Vivir volvió a la plaza con sus productos Caseritos luego de más de un año sin poder realizar la feria por la pandemia.

En la mañana de este viernes un grupo de los operarios se hizo presente en la plaza para ofrecer pizzetas y dulce de zapallo de elaboración propia colocados en un estuche de madera que trabajaron en el taller de carpintería.

Este regreso a la plaza es el anhelo de poder permanecer cómo lo hacían antes de la pandemia y que ya era un clásico esperar cada viernes a los operarios con la venta de sus productos.

AUDIO: